La Ciencia del Alma

Hablábamos recientemente de que la Ciencia y la Religión no se encuentran en lucha, sino que los medios y muchos detractores, así lo hacen ver. Pero, ¿Cómo está eso de que se puede explicar el Alma con la ciencia?

¡Claro que sí! Y para eso sólo se necesita la Primera Ley de la Termodinámica:

La materia y la energía no se crean ni se destruyen, sólo se transforman

Está bien, ¿qué fregaos tiene que ver eso en unificar los dos conceptos?

Número 1: El Alma es energía que está adentro de tí

Digan lo que digan sin el Alma el cuerpo no va a funcionar. Hemos dicho que el Alma es la chispa de la vida, es lo que hace que un cuerpo se mueva, en el momento que mueres tu Alma abandona el cuerpo.

Número 2: ¿Qué le pasa a mi alma cuando muero?

Stephen Hawking causó revuelo en 2011 cuando monumentalmente anunció que él no creía en el Cielo o en la vida después de la muerte, cuando morimos nuestro cerebro simplemente se apaga… y después nada pasa.

Pero, ahí hay una seria contradicción con las leyes de la física (termodinámica y conservación de la energía). Lo que le sea que le da la vida al cuerpo (Alma, Karma, Energía, etc.) no puede sólo desaparecer, ¡se tiene que transformar! Por leyes físicas algo le tiene que pasar a nuestra energía interna.

Número 3: Si no se pierde, ¿a dónde va?

Tu Alma NO SE VA A PERDER, se transformará, saldrá de tu cuerpo y se integrará a la mayor fuente de Energía que gobierna al Universo: Dios.

Imagínate ahora a Dios no en el aspecto del cuerpo humano, sino como la verdadera entidad inteligente, poderosa, que está vigente por todo el universo. Cuántas veces nos han dicho que cuando nos muramos seremos como luces (¿a qué te suena esto?, ¿no te parece como a energía?), que no necesitaremos cuerpos, no necesitaremos ni casarnos, etc. Checa el Evangelio de San Marcos 12:18-27, la parábola de la mujer que tuvo siete maridos.

Dios está vivo, existe y nos rodea. Dios es omnipresente, por que si es energía es como la luz que nos llega del sol: ¿No es cierto que la misma luz esta en dos lugares diferentes al mismo tiempo? Pero Dios es más que la luz, pues su extensión va más alla de la Tierra y se expande a todo el universo.

Dios es una energía que no depende del sol u otro factor.

Cuando nos llegue la hora de la muerte, es tu cuerpo el que morirá, pero nunca tu Alma. Y si tienes el enlace del Espíritu Santo, ese link hará posible que te integres a Dios.

¡Cómo te quedó el ojo!

Author: Oscar Editor

Oscar es el editor de NosRodea.com

Share This Post On

2 Comments

  1. Todo este articulo no tiene sentido. Para empezar tienen que probar que el alma existe, no solo decir que ahi esta sin probarlo. Usar fraces como “digan lo que digan” no prueba nada, una vez que la existencia del alma no se ha probado, no se puede aplicar un concepto cientifico a algo que no existe. Prueben que el alma existe y luego hablamos.

    Post a Reply
    • No, ¡pues así está fácil! Si tu dices que la frase “digan lo que digan” no pruba nada, pues “Prueben que el alma existe y luego hablamos” no se queda atrás. Sólo te puedo decir que tu alma es la energía que está adentro de tí, es tu aspecto más importante. No te dejes engañar por aquellos que te dicen que no hay alma, ¡sólo porque no la ves!

      Post a Reply

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.