Neil deGrasse Tyson: Gran científico, pero mamais como ninguno

Ciertamente se trata de uno de los más importantes científicos de la actualidad. Y es sumamente elogiable que por el hecho de ser prieto ha sufrido de racismo en muchos aspectos, y si a eso le sumamos que viene de uno de las más pobres partes del Bronx de Nueva York, pues tenemos a un verdadero ser ejemplo de superación que ha logrado escalar a los más altos niveles de inteligencia de la humanidad.

¡Ah pero como es arrogante y mamais!

Cuando salió la película Gravity (Gravedad) –que le dio un Oscar al mexicano Alfonso Cuarón– este cabrote dedico muchísimo tiempo a criticarla en sus aspectos técnicos y científicos. Llegó a decir que él no entiende cómo le gusto a la gente. Como que mucho para alguien que ha sufrido de racismo, ¿no crees? Checa aquí el video de la crítica constructiva.

Agnóstico, ateo, y su conocida arrogancia

Cada quien su vida. Le preguntaron en un programa de TV, qué opinaba de Dios. Respondió: Yo permanezco sin convencer de cualquier comentario de cualquier persona que se haya hecho de la existencia de un poder divino que controle el universo. Y constantemente lo sigue expresando en todos los niveles.

Por qué no dejarlo y que cada quien siga su camino

¡Definitivamente! pero el gran problema con él es que ha ganado tanta notariedad y son tan frecuentes sus ataques a la Iglesia que han llegado a ser modelo para muchos programas de televisión, radio, e Internet. Si él puede criticar a la Iglesia, ¿Por qué nosotros no podemos hacer hacia su persona?

Neil deGrasse Tyson está a cargo del re-lanzamiento de la serie Cosmos. La serie original de los años 80s explicaba la ciencia desde un punto de vista más humano, sencillo, y benevolente. Carl Sagan, otro científico de alto nivel fue el productor, asesor, y conductor del programa que por muchos capítulos nos enseñó desde que era un número google, hasta cómo opera la selección natural.

Yo le tengo mucho cariño a la serie porque me abrió los ojos a la ciencia y la disfrute con mi abuelito.

Carl Sagan también era ateo. Pero él nunca lo anduvo pregonando ni criticaba constantemente los trabajos científicos de otros.

Neil deGrasse conoció a Sagan y constantemete se refiere a él como una de sus inspiraciones. Se hizo cargo de Cosmos y vaya que lo deformó. Hay un caso muy claro de ataque en el nos dice que no debemos engañarnos por el concepto religioso de vida. La vida se da –dice él– querramos o no por azar. Y para ejemplo presentó una teoría de cómo se pudieron haber creado los ojos y la vista en el inicio de la vida. Checa el video.

El argumento es mu convincente pues está basado en muchos hechos científicos comprobables. Sin embargo, nuestro querido prieto nos dice constantemente que en el proceso hay muchos quizás y eventos fortuitos sin los cuales todo el merequetengue no se hubiera dado.

Pues yo le puedo decir señor deGrasse: es en esos hechos que el mismísimo Dios está presente. Porque cuando el único pez que está desarrollando ojos no es aplastado por una roca volcánica de la naciente Tierra, o es devorado por un pez  mayor, o que haya decidido salir más arriba de las profundidades, ¡ahí está la voluntad del Dios!

¡Coño! ¡Ahora si ya me encaboroné!

Author: Oscar Editor

Oscar es el editor de NosRodea.com

Share This Post On

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.